Cookies con Frutos Secos

  • Receta de Cookies

  • Cookies con Nutella

  • Cookies con Lacasitos

  • Cookies con Chocolate

  • Cookies con Nueces


  • "Cookies con Frutos Secos"

    Receta de Cookies con Frutos Secos


    Aprende a elaborar unas estupendas cookies con frutos secos, ideales para las meriendas de los más pequeños y de toda la familia. Te detallamos el proceso para hacerlas paso a paso.

    Ingredientes:

    - 100 gramos de mantequilla
    - 175 gramos de harina
    - 175 gramos de azúcar moreno
    - 50 gramos de nueces peladas
    - 50 gramos de avellanas peladas
    - Dos huevos grandes
    - Una tableta de chocolate negro




    Preparación:

    Las cookies que te proponemos a continuación son unas de las más completas y sabrosas que te vamos a enseñar a preparar, ya que tienen trozos de chocolate como las tradicionales, pero además le añadimos un toque de avellanas y nueces para hacerlas más completas. Si quieres prepararlas tú mismo, sigue leyendo, verás que no resulta complicado.

    El primer paso para hacer esta receta será derretir un poco la mantequilla para mezclarla con el azúcar, usando una batidora con varillas. Bate bien esos ingredientes hasta obtener una masa de textura cremosa y color blanquecino. Después agregamos los dos huevos a la masa y mezclamos lo mejor posible, de nuevo con la ayuda de la batidora.

    Enciende el horno y ponlo a calentar a 180ºC, para que después la masa se pueda hornear sin dejarla reposar, algo que es importante. Trocea tanto el chocolate como las nueces y las avellanas, mejor en trozos pequeños, ya que no queremos que queden muy grandes a la hora de mezclarlos con la masa de las cookies.

    Tamiza la harina, y agrégala poco a poco a la mezcla de mantequilla, huevo y azúcar. No dejes de batir mientras añades poco a poco la harina, es importante para ayudar a que se incorpore bien y sin dejar grumos. Echa después los trozos de frutos secos y chocolate y remueve un poco para repartir los mismos entre toda la masa.

    Coge la bandeja donde quieras hacer las galletas y cúbrela con papel para horno. Ese papel blanco que es antiadherente, para evitar que se nos peguen las cookies. Ve formando las galletas como prefieras, o bien estirando la masa y usando un cortador de pastas o bien haciendo bolas de masa y aplastándolas hasta conseguir la forma de las galletas. Intenta que queden de un grosor de medio centímetro más o menos.

    Cuando acabes de rellenar la bandeja, métela en el horno si está ya a los grados que necesitamos, y deja que se horneen por arriba y por debajo un cuarto de hora o un poco más. Comprueba antes de sacarlas que están bien hechas, aunque debes tener en cuenta que al enfriarse se endurecen un poco más.


    Sácalas y deja que enfríen fuera del horno y colocadas sobre una rejilla, para que la base no quede pegada y sude. Cuando estén bien frías las puedes servir para comer. Esperamos que disfrutes de esta rica receta y gusten a tus invitados.